Tresdelamadrugá

Hola de nuevo, ¿qué tal estás?

Pues por aquí.

Este mes te veo de bajón

Como quieres que esté, se ha ido uno de mis pilares en la vida. Al igual que toda su vida, se ha ido sin hacer ruido, dando las gracias y pasando desapercibido.

Vaya racha….

Pues sí, el fin de semana del Corpus se me fueron también dos grandes amigos casi familia, el Padre Marcelino y Manolo Cuevas.

De que vamos a hablar ahora…

Este mes lo siento, pero no voy hablar conmigo. Aunque sé que no voy a obtener respuesta terrenal, voy a hablar con mi padre.

Muy buenas Don Manuel, ¿cómo estás? Vaya la suerte que tienes de tener ya cara a cara a tu Cristo del Perdón y a tu Madre del Rosario en sus Misterios Dolorosos, ya estás donde querías.

Aunque yo sabía el dicho de que se recoge lo que se siembra. En tu despedida los que nos quedamos aquí hemos disfrutado del cariño y sentir de tus amigos y allegados tanto el miércoles por la tarde como el jueves en Santa Cruz. No se tú pero yo no he visto un lleno en la Parroquia como en tu despedida, medio Cádiz y el otro medio me han dado el pésame y habrás visto como tu Madre Celestial María Santísima del Rosario en sus Misterios Dolorosos, vestía de luto riguroso, lloraba la perdida del hijo. Su rostro impactaba.

Cuando escucho de boca de algunas personas hablando de sus familiares diciendo “… donde quiera que se encuentre…..”. yo no tengo la mas mínima duda de que estás en el paraíso celestial disfrutando desde el minuto uno del Padre junto con los grandes.

Es más, conociéndote seguro que al llegar has preguntado que donde está la Casa de Hermandad Celestial, y al ser recibido te has ido directo a San Pedro para decirle “tate quieto ya con el agua, hijo”.

Allí te has encontrado a mis abuelos Manolo y Maruja, donde has vuelto a verlos después de muchos años y a los que les tenía autentica devoción. Me imagino que el abuelo Manolo estaría orgulloso al verte y comprobar que a lo largo de tu vida has sido un buen cristiano, buen cofrade y mejor persona, y que aún sin levantar la voz, eso no era lo tuyo, has conseguido mantener la tradición que instituyeron los hermanos fundadores de nuestra Cofradía de procesionar a las tres de la madruga del Viernes Santo Gaditano, la semilla está plantada.

Al escuchar esto, le has contestado a mi abuelo de que no se preocupe por ese tema que he dejado aquí a toda una familia, la que componemos los hermanos del Perdón que literalmente van a luchar para que no se rompa esa tradición.

Te habrás sorprendido al ver a tu amigo el Padre Marcelino y a nuestro común amigo Manolo Cuevas, ya que no los esperabas por allí.

Seguro, que ya te has dado de alta en la Cofradía Celestial. Afortunadamente no existen normas absurdas como las de los mandatos, ni los quórum, ni los encorsetamientos, ni proveedores de decretos. Por ahí arriba el aire que se respira es cofrade de corazón.

Una Cofradía donde no hay cargos, cada uno hace lo que mejor se le daba en su cofradía terrenal, y formada por hombres y mujeres de buena voluntad, donde la única norma que impera es el amor al prójimo y una gran devoción a Cristo y a María, esta vez sin advocaciones.

En esa Casa de Hermandad Celestial no hay problemas de espacio, se concentran verdaderos cofrades de toda la vida.

Como cabeza visible y haciendo las funciones de Prioste te has encontrado a Antonio Sabiote, Antonio Márquez y Evelio Ingunza. Otra agradable sorpresa que te has llevado ha sido el reencuentro con tu amigo del alma y secretario Ramón Devesa.

Al cargo de los enseres supongo que están Pepito Gene, Antonio de Castro Sala, Jerónimo Benítez, Andrés Troya, José María Verdía, Bernardo Periñan, Emilio Bartus, Manolo y Eladio Campe, Julio Oliva, Enrique Lainez, al fondo en un despacho lleno de cuadros de la Virgen y vendiendo números para un sorteo estará Ángel Gutiérrez de la Mora. Atendiendo la barra de la Casa de Hermandad para tomar un buche entre las historias, se encargan por turnos dos grandes hosteleros y cofrades Paco Gallardo Ruiz “El Malagueño” y José Luís Rodríguez del Bar Andalucía. Y llevando las relaciones públicas y animando el cotarro Pablito Chaves, Agustín Marchante y a cargo del protocolo Paco Lasaleta.

Para que la economía funcione correctamente estará su amigo Enrique Tejada Ponce.

Como camarista celestial estará Rosa, que tuvo la suerte de ser la primera que vio puesto sobre los hombros de la Virgen el manto que estaban bordando sus hermanas. Y encargándose de preparar la ropa de la Virgen seguro que has encontrado a nuestro amigo del alma Antonio Pazos.

En la barra, contando batallitas y esperando a que la Virgen decida dar una vuelta para llevarla donde ella quiera están Manolo Pájaro, Manolo Merello, Pepe Berea y Pepe Soto Anillo “El Goli”. Pendientes de llamar a un montón de buenos cargadores. Me imagino que cuando has llegado al primero que te has ido a buscar y con el que te has abrazado es con tu niño Alfonsi Romero.

Como guía de estos cofrades esta al frente el Padre Marcelino Martín, y Paco Vallejo. También estas ya con Antonio Aranda, Mateo Silva, Jerónimo Bernabéu, Anton Solé y Pepe Vizo con el que te has reído un buen rato sobre el asunto de los cuadros y mientras hablamos has recibido ya al Padre Cecilio.

Otros que también han salido a tu encuentro y que seguro que ya los ha puesto a trabajar para la Cofradía son tus compañeros de Astilleros Paco Rosado, José Bella y Pepe Lado de la Peña.

Creo que en ese Paraíso del que tu disfrutas no estas solo, te encuentras en compañía de todos a los que durante mucho tiempo has echado de menos.

La nómina de cofrades y buenos cristianos que hay en el cielo es inmensa y muy buena, ahora mismo aquí abajo nos hace falta una clase magistral de algunos de estos grandes cofrades.

Hasta en los momentos de debilidad física y mental, alardeabas y presumías de Cofradía, te acuerdas cuando en observación del post-operatorio la enfermera te dio permiso para que entraran tus hermanos a verte y aún anestesiado le dijiste que hablara conmigo que soy el fiscal para que lo fuera metiendo por sesiones de 20 cada vez… es que tengo 700 y pico de hermanos, dijiste.

Es hora de mirar para adelante, ahora comienza una nueva etapa en la que me faltará uno de los dos pilares que he tenido desde que nací; no te preocupes porque además de tener el otro, cuento con el apoyo de Raquel y de María del Rosario y Lucía y de la familia, Nuestra Familia, que a lo largo de este tiempo ha estado ayudándome y dando su cariño de forma incondicional.

Todo el mundo me dice y el refrán lo corrobora que hay que mirar para adelante, pero yo no puedo de vez en cuando dejar de mirar para atrás y recordar de donde vengo para así no perder el norte, eso es algo que me enseñaste, que nunca olvidaré y que intento transmitir a mis hijas. Por lo tanto no puedo olvidar que mis orígenes nacen en el Barrio del Pópulo (el de las penurias, el de las casas de vecinos, el más antiguo de Occidente y el que tiene más decoro), que soy hijo de un peluquero-operario de Astillero y de una costurera y el que mi única filiación en esta vida es y será el ser cofrade del Perdón y Lasaliano como antiguo alumno del Colegio de la Mirandilla.

Esta es la mejor herencia que me dejaste la de intentar ser humilde y cofrade (casi ná) y de la que voy a disfrutar y llevar con orgullo toda mi vida.

Vaya lujo de familia que tenemos y que ha estado al pie del cañón, empezando por mi madre, Raquel y tus niñas María del Rosario y Lucía. Tu hermana Charo y el tío Antonio que no han faltado un día a su cita y tus hermanos Paco y Chano y la tía Antonia. Un escalón mas bajo en cuanto al grado de afinidad no por cariño han estado tus sobrinos Antonio, Yolanda, Javier, Mariluz, Jesús y Chano, junto con los sobrinos políticos. Y de tus hermanos de la Cofradía, han sido tantos (por no decir casi todos) los que te han mimado, que no podría nombrarlos por temor a olvidar a alguno, pero ellos saben quienes son de los que te hablo.

No sabes como voy a echarte de menos, pero se que aunque ahora me cueste pensar en ti y no entristecerme, creo que te has ido muy pronto, el tiempo que es sabio hará que cuando piense en ti lo haga con la alegría de saber que estas donde querías y sobretodo acordándome de los buenos momentos vividos. Ya no podré charlar contigo en la sacristía, junto con Arturo y Ascensión. Ahora volveré a Santa Cruz y te hablaré por que se que estarás allí, velando por nosotros y por tus Titulares.

Y que te digo del otro hijo que te ha salido, lo conocimos hace tres años pero ha sido uno más de la familia, te ha atendido como o mejor que yo y se ha desvelado por ti. Tu ahora desde arriba lo estas viendo mejor, pero el sigue aquí abajo pendiente de mama, de la Cofradía y de mí. Conociéndote, aunque nunca llegaste a decirlo (yo al menos nunca te lo escuché), se que te hubiera gustado tener un hijo cura, pero mira por donde Dios te ha dado la suerte de disfrutar durante tres años de un cura que ha sido como tu hijo. Desde aquí en tu nombre y en el de la familia le doy las gracias a Pedro.

Esto, que suena a despedida no es un adiós como te dije en un momento muy intimo junto a tus hermanos, es un hasta luego.

Se me ha ido físicamente mi amigo, mi ídolo, mi Hermano Mayor y mi Padre y desde ese momento gané un Ángel de la Guarda que hace de Padre, de Hermano Mayor, de ídolo y de amigo.

 Así que ya sabes, hasta cuando Dios quiera.

avatar

Para estar siempre informado

Puedes conectar con Universo Gaditano y seguir siempre informado desde nuestros diferentes servicios web.

13 Responsuestas para Tresdelamadrugá

  1. avatar
    Paco Uca 2 julio, 2013 el 17:36 #

    Todo amor…Manolito, TODO AMOR !!!!

  2. avatar
    Antonio Vela Garrido 2 julio, 2013 el 18:25 #

    Te quiero gordo. Que grande eres

  3. avatar
    Ana Moreno 2 julio, 2013 el 20:24 #

    Increíbles palabras Manolo, palabras que salen del corazón. Aquí estamos todos tus hermanos

  4. avatar
    Mª del Rosario Garrido 2 julio, 2013 el 22:01 #

    Desde luego no lo podía hacer mejor seguro que cuando tu padre (mi querido hermano) lo lea ya te habrá echo un comentario que se estarán riendo de sus cosa como hacia con nosotros

  5. avatar
    Jesús 2 julio, 2013 el 23:14 #

    Solo puedo decir que no hay mejores expresiones. Que las palabras que has utilizado salen de muy adentro. Yo personalmente conocia y admiraba mucho a tu padre una GRAN persona y todo un señor. Y espero que nos sigas deleitando con cosas como estas aunque se nos haga un nudito en la garganta pero son dignas de leer de principio a fin. Un abrazo

  6. avatar
    Juan Laluz 3 julio, 2013 el 9:14 #

    Tan solo Manolito puedo dar gracias a Dios por haber conocido, tratado y compartido con tu padre, mi “tito”, tantos y buenos momentos. Ha sido y es (porque siempre estará con nosotros) una gran persona, que con su día a día a mí personalmente me ha enseñado mucho, y eso marca para toda la vida. Un abrazo

  7. avatar
    Concepcion 3 julio, 2013 el 11:42 #

    Leyendo el articulo he llorado, porque conociendo ha manolo no has dicho mentira. Todavía me acuerdo de los chistes que nos contaba, sobre todo el de las frutas y siempre caía una de nostras casi siempre la misma persona, pero que 10 años de convivencia hemos tenido más buenos Dios mío. Besos para toda la familia Garrido

  8. avatar
    toñi 3 julio, 2013 el 12:50 #

    No se puede describir con palabras, todo lo Ke has escrito de corazón.

  9. avatar
    Emilio Ortega 3 julio, 2013 el 14:15 #

    Como siempre impresionante,

  10. avatar
    Begoña Rey 3 julio, 2013 el 21:23 #

    Cuando las palabras salen del corazón, solo se puede escribir esto. Admiración y mucho, mucho amor hacia tu padre. Tu “ÁNGEL” estará siempre cerca de ti.

  11. avatar
    María Jesús 4 julio, 2013 el 9:39 #

    El año que viene más de un cofrade diremos: “Ya está D.Manuel dandole la tabarra a San Pedro para que no abra el grifo”.
    Conociendolo seguro que conseguirá para la Cofradía Celestial, el mismo esplendor que consiguió para su Cofradía del Perdón.
    Besitos para ti, tu otro pilar y tus apoyos.

  12. avatar
    Manuel del Valle 4 julio, 2013 el 10:22 #

    Sentidas palabras dichas por una persona con una gran sensibilidad, no en vano es hijo del hombre más bondadoso que he conocido en mi vida.
    Un abrazo fuerte.

  13. avatar
    Miguel Ángel 4 julio, 2013 el 21:46 #

    Sin palabras. Me arme de valor y he conseguido leerlo. Un fuerte abrazo para ti y los tuyos.

Deja un comentario