Limones amarga una fría noche en Carranza

Ocio/Cadiz Club de Fútbol
El guardameta Limones salvo con sus intervenciones un punto para su equipo

Fría noche en las despobladas gradas de Carranza. Heladas en lo institucional. Con Quique Pina en la grada pero no en el palco y con unos despachos gélidos ya que a día de hoy no conocemos quien es el dueño del equipo amarillo. Frio y más frio. Congelado el ambiente entre el personal y más aún entre los que tienen que poner los euros. Bolsillos glaciales por parte de los italianos y la afición cadista pidiendo a gritos que Pina temple el ambiente. En lo deportivo no mucho más cálido el entorno, con jugadores a la espera de lo que suceda en los despachos y a los que esta semana el grupo Locos por el Balón, nuevos propietarios del conjunto amarillo. les enviaban un mensaje de tranquilidad.

Raúl Agné, como siempre que juega como local, volvió a sorprender al respetable dejando en la caseta a Perico y Martins y apostando por el doble pivote formado por Luque y el tunecino Nafti. En la defensa se caía del titular el argentino Belforti y volvía a su puesto natural Josete dejando el lateral para Dalmau. En la delantera los dos hombres encargados de perforar la portería rival eran como de costumbre el onubense Juan Villar y el canario Cabrera acompañado en las bandas por los dos Kikes, Márquez y López.

Cuando solo se habian disputado cuatro minutos y medio de juego, Juan Villar avisaba de sus intenciones con un disparo que despejaba no sin apuros el meta Limones. El onubense, como de costumbre cuando salta al terreno de juego de Carranza, tenía la intención de no dar un minuto de respiro a la zaga departamental y así en el minuto ocho, en un error de Sánchez que se come el bote del esférico, permite a Juan Villar ganarle la espalda y el defensa levantino no tiene más remedio que derribar al cadista que ya encaraba la portería rival completamente solo. El colegiado de la contienda expulsa con roja directa al cartagenero. El Cádiz jugaría casi todo el partido con un hombre más. Las cosas empezaban bien para el conjunto de Agné.  

El imprevisto obligo a los de Luis García Tevenet a encerrarse a atrás y esperar las acometidas amarillas. El Cádiz, con Luque y Nafti, controlando el centro del campo, intentaba acercarse a la meta rival con criterio. El partido fue ganando en intensidad a medida que avanzaba y el conjunto amarillo comenzó a crear peligro.

Así entre los minutos que van del diecisiete al veintitrés, las ocasiones se sucedieron. Primero por medio de un testarazo de Juan Villar, el mejor en esta primera media hora de partido, a pase de Luque y minutos después, Kike Márquez es el que lo intenta en una de las ocasiones más claras de esta primera mitad pero su disparo cuando tenia todo a favor sale muy desviado.

El Cartagena por su parte a pesar de jugar con un hombre menos no se conformaba con defenderse y así en alguna contra, sobre todo con Antoñito, puso en peligro la meta defendida por Alejandro. El equipo de Tevenet se veía que era un equipo con muy buenas maneras y que no se descompuso pese al mazazo de la expulsión tan tempranera.

El Cádiz asumía la posesión pero no conseguía perforar la puerta contraria. Los minutos se fueron sucediendo y el gol no llegaba. Airam Cabrera lo intentó en el minuto treinta y seis pero sin fortuna y en el cuarenta y uno, fue Fran Pérez quien remata alto tras el lanzamiento de esquina botado por Luque.  

Hasta el final de estos primero cuarenta y cinco minutos, el Cartagena perdía todo el tiempo que podía e intentaba que se jugase lo menos posible. Así llegamos al ecuador de este encuentro donde el Cádiz lo intentaba ante un rival que se defendía con orden y mucho criterio.

La segunda parte comenzaba con un Cádiz mucho más enchufado y con la clara intención de amarrar los tres puntos en juego a las primeras de cambio. Luque en el minuto cuarenta y seis con un disparo raso que sale muy cerca de la base del poste de Limones avisaba de las intenciones amarillas en esta segunda parte.

El Cádiz continuaba manejando el balón con criterio y se acercaba progresivamente a la portería rival. Tras la reanudación tenía que llegar la de Airam y esta no pudo ser más clara. Corría el minuto cuarenta y nueve y el canario de un soberbio cabezazo a centro de Kike López, que luchá hasta la extenuación un balón que en ningún momento dio por perdido, ponía a prueba los reflejos del meta cartagenero que respondía a la perfección cuando en las despobladas gradas del recinto amarillo se cantaba el gol. Espectacular la parada Limones. El mejor del partido.

El Cádiz tenia acorralado a los de Tevenet. Agné se dio cuenta de que no necesitaba una retaguardia de cuatro ante un equipo visitante que no salía de su area y se limitaba a defenderse como podía. Ante esta circunstancia, el de Mequinenza realizo un cambio con marcado calado ofensivo. Dalmau dejaba su sitio en el terreno de juego a Perico. El Cádiz iba a por todas.

Como suele suceder en estos partidos, la ansiedad en los jugadores del Cádiz iba creciendo conforme se acercaba el minuto noventa. Todo lo contrario en los cartageneros que al menos esperaban sacar un punto en un partido que desde muy pronto tuvieron que jugar con un jugador menos. De este modo los jugadores levantinos empezaron a perder tiempo en cada acción y no dejaban continuidad en el juego cadista.

Durante toda la segunda mitad, el Cádiz continuó presionando la salida de balón del Cartagena, mientras que los pupilos de Agné no terminaban de hacer daño a Limones y solo con balones directos no conseguían percutir la puerta rival. Sólo Kike López, en una acción puntual, inquietó a la zaga cartagenera, muy segura durante todo el envite.

El Cartagena se defendía bien y esperaba su oportunidad. Esta llegó en el minuto setenta y siete cuando Fernando, en una contra muy bien llevada por los visitantes, se queda solo ante Alejandro y Josete en un despliegue de pundonor y fuerza consigue desbaratar la ocasión mas clara del Cartagena en todo el encuentro.

En la recta final del encuentro, y con Carranza apretando de lo lindo, los jugadores cadistas se volcaron en el área rival para intentar conseguir el gol que permitiese que los tres puntos se quedaran en casa. Pero el marcador ya no se movió y dejo al Cartagena feliz, dando un paso más hacia el liderato y a los amarillos con dudas, con muchas dudas tanto en lo deportivo como en lo institucional y a siete puntos del Albacete.

0– CADIZ C.F. S.A.D: Alejandro, Dalmau (Perico Min. 59), Ceballos, Fran Pérez, Josete, Nafti, Luque, Kike López, Kike Márquez (Gato Min. 72), Villar y Airam Cabrera.

0- CARTAGENA: Limones, Alex Cacho, Riau, Rodríguez, Astrain, Sánchez, Antoñito (Zurdo Min. 94), Carlos David, Fernando, Megias  (De Lerma Min. 86) y Menudo (Fede Min. 78).

GOLES:   

ÁRBITRO: Hugo José López Puerta (Colegio Madrileño). Mostró tarjeta amarilla a Josete (Min. 26) por los locales y roja directa a Sánchez (Min. 8) por parte de los visitantes.

INCIDENCIAS: Encuentro correspondiente a la jornada decimoséptima de liga de Segunda División Grupo IV aplazado al martes por el compromiso de Copa del Rey del conjunto departamental. Muy poco público. Alrededor de 3.500 espectadores en las gradas del Nuevo Carranza. Se guardó un minuto de silencio en memoria de un empleado del Cádiz C.F fallecido recientemente.