Flamenco y profesionalidad se dan la mano en La Merced

Ocio/Actividades
Esperanza Fernández

Un gran número de personas se congrega en el Centro de Arte Flamenco de la Merced para presenciar, un año más, y ya van siete, la presentación de sus cursos de verano. En este caso con protagonismo para la cantaora sevillana Esperanza Fernández y su marido Miguel Vargas. 

Son las 21.10 horas y comienza el espectáculo, en primer lugar con la presencia masculina al baile de Miguel que estará acompañado por un cuadro flamenco que le cantará por Tarantos y en el que se incluye su hijo mayor que toca la percusión con gran maestría a pesar de su corta edad. 

A continuación de la esplendida interpretación del bailaor, saldrá a escena la cantaora Esperanza que dará las buenas noches y nos deleitará con una granaina, tras su interpretación agradecerá al Ayuntamiento y al Centro de La Merced por invitarles una vez más. 

Seguidamente, cantará otro palo menos conocido por el público que lleva el nombre de Caña, pero para ello llamará a la escena a su hijo que le acompañara con el cajón flamenco. Con posterioridad instará al resto de sus acompañantes y los presentará, para seguir cantando por tangos dedicándolo a todas las mujeres allí presentes. 

Tras el aplauso, saldrá de nuevo a la escena Miguel Vargas para regalarnos otra vez sus pasos de baile, con un palo genuinamente gaditano, las Alegrías. El público se alzará de sus asientos para aplaudir al bailaor. Seguidamente aparecerá de nuevo en escena Esperanza que protagonizará un fin de fiesta por bulerías en el que el gran cuadro flamenco se arrancará con unos pases de baile además de sacar del público a dos de sus alumnos que se encontraban ocupando sus butacas. 

Sobre las 22:30 horas acaba un espectáculo de gran flamenco y profesionalidad. El público ovacionará a los artistas.