Quico Zamora: "Con Paco Alba no había móviles y ahora hay hasta Twitter"

Carnaval/Concurso
'Los chicos del barrio'

Siempre asociado al universo del tango y a la figura de Faly Pastrana, su compadre, Quico Zamora llevaba varios años alejado de la modalidad que le ha otorgado mayor nombre y fama en el Concurso. Era feliz en la calle con su coro. Sin embargo, para este 2014 le propusieron escribir una comparsa junto a Fran Quintana y no se lo pensó mucho. Así surgieron 'Los chicos del barrio', grupo con el que buscará pasar un buen rato en el Falla "y lo que surja". El veterano autor desvela para Universo Gaditano algunas de las claves de sus clásica apuesta para el venidero certamen.

-Ilusionado con el nuevo reto

-La verdad es que mucho. Pero también muy tranquilo. Soy veterano en esto. No ha sido una idea mía. El destino así lo ha querido.

-¿Se ha animado a escribir una comparsa?

-Sí. Hasta que no estemos allí no sabemos cómo va a salir la cosa. El público de Cádiz es lo que tiene. Te puedes esperar cualquier cosa.

-Se nota que hay cierta expectación

-Es evidente que en el Concurso los nombres son los nombres. El nombre se gana allí y se pierde allí y el que se lo gana es por algo. Luego hay que tratar de mantenerlo. En mi caso se intuye que no me voy a colar con una bazofia.

-¿Cómo surgió la idea de 'Los chicos del barrio'?

-Yo llevaba un coro callejero y estaba tranquilo y feliz. Afortunadamente ahora tengo un puesto de trabajo bonito y viajo mucho. No podía sacar el coro. Cada cual se fue buscando la vida pero se quedaron unos cuantos y me propusieron que echara una mano con la comparsa. Nos juntamos unos pocos de amigos, les hice la música y les gustó....

-¿Nos va a contar algo?

-La línea te la puedes imaginar. Me buscaron a Fran Quintana y estoy encantado con él. La comparsa no puede ser más clásica. A mi me gustan las comparsas tipo 'Pregones' u 'Hombres azules'. La mezcla de mi clasicismo y la juventud de Fran Quintana ha dado como resultado este potaje.

-¿Alguna meta a priori?

-Mi objetivo es que el grupo sea feliz. El triunfo sería que cuando acabe el Domingo de Piñata todos nos demos un abrazo por lo bien que ha ido la cosa. Ya lo que venga detrás será por añadido y siempre bien recibido y agradecido. Solo puedo decir que va bien la cosa y que los chavales están trabajando mucho.

-¿Cómo ve la modalidad pese a las sonadas ausencias?

-Ha habido dos o tres deserciones importantes. Dos por desacuerdo con el Patronato y otra por falta de tiempo. A mi me gusta la comparsa clásica y ya hay muy pocas. Veo movimientos muy nuevos y me pregunto cúal es mi parte, qué hago yo aquí. Ha cambiado el concepto. Los medios de comunicación sociales han tenido mucho que ver. Antes lo componentes de comparsas podían ser gordos y ahora parece ser que no.

-¿Qué opina alguien que más relacionado con el mundo del coro del boom que está experimentando la comparsa?

-Eso es una moda de ahora relacionada sobre todo con la gente de afuera. Cuando viajo por ahí y digo que soy autor de coros casi que no me dan valor. El boom ha sido provocado por las redes sociales. Hacer una chirigota es más difícil y con la comparsa lo tienes más fácil. Para escribir una chirigota tienes que tener gracia.

-¿Cree que la cantidad va aparejada con la calidad?

-Eso ya se verá como ocurre todos los años. Solo habrá un 10% que serán transmisores de alguna idea. Otros traerán voces y gorgoritos y no te quedarás con la copla. Es verdad que siempre puede haber sorpresas. Paco Alba se está olvidando y eso se nota. Ahora gusta la comparsa de Canal Sur. Con Paco Alba no había móviles y ahora hay hasta Twitter. El Carnaval de Cádiz es grande por la impronta y el estilo que tiene. La evolución hay que respetarla pero no se puede perder el cordón umbilical.

-Desde dentro ¿qué opina de la fusión de los grupos de Aragón y Los Carapapa y de que se vayan a Alcalá?

-Me parece muy bien. Cada uno hace lo que quiere. Yo he estado tres años sin ir al Falla por tanto no voy a criticar lo que otros hacen ahora. Los sigo admirando como siempre, yo no soy nadie para criticarlos.

-¿Y con el CIF qué hacemos?

-Es una consecuencia de la evolución del Carnaval. Se veía venir. Mueve dinero y Hacienda quiere meter la mano. Ese bocado no se podía perder. Hay que pagar muchos coches oficiales. Hasta ahora se le escapaba a Hacienda y ahora hay que hacerlo todo más legal. Este Carnaval se no has complicado. La verdad es que van a recaudar muy poco pero había que tenerlo. Comprendo que puede ser complejo para una agrupación aunque también es cierto que hay muchos grupos que ya lo tenían.