Los acostaos se levantan de la cama para marcharse de enviados especiales

Carnaval/Concurso
El grupo, en el local de ensayo

La chirigota de Ismael Campos y Germán Moreno fue otra de las grandes revelaciones en la modalidad en el pasado Concurso. Después de la decepción de 2012 se superaron con 'Ya estoy yo acostao' y se quedaron muy cerca de alcanzar las semifinales del certamen. Conscientes de la oportunidad que se le abre con los "huecos" y con el deseo de superarse, este año se presentan como 'Enviados especiales'. Uno de sus autores, Ismael Campos, cuenta para Universo Gaditano sus sensaciones en este periodo de ensayos antes de marcharse de enviados especiales.

-Nuevo año y nuevas ilusiones

-Sí, estamos muy ilusionados después de lo del año pasado. No nos lo esperábamos. Veníamos de la decepción de los monologuistas en un certamen con muy malos recuerdos en lo personal porque coincidió con el fallecimiento de mi padre. Por eso el pasado fue un Concurso muy especial y del que guardamos muy buenos recuerdos. Llegué, dije que íbamos de acostaos al Falla, traje las camas y el grupo se ilusionó. Lo pasamos de muerte en el Falla.

-Más responsabilidad por el hecho de quedarse tan cerca de las semifinales

-Exacto. En la calle la repercusión fue muy grande y no digamos en las redes sociales. Las felicitaciones nos llovieron por todos lados. Este año hay dos huecos más. Hay gente que ya te dice que haciéndolo bien podemos colarnos en semifinales.

-La idea surgió relativamente pronto

-En un principio íbamos de otra cosa pero no nos convencía.

-¿A quién se le ocurrió?

-A mí. Quedamos y se lo presenté al grupo que aceptó de buen grado. En realidad aquello era una charla informal de amigos porque aquí todos somos amigos. Y de ahí salió el tipo del año que viene.

-¿Qué se puede contar?

-Solo puedo decir que miren el nombre y comprueben luego lo que se ve. En nuestro caso los nombres son muy evidentes.

-¿Mantendrán la línea que os distingue tanto?

-La línea se mantiene. La forma va a ser la misma. Nos gusta, el público se ríe y nos lo pide.

-¿Alguna cara nueva?

-Hasta cuatro. Los dos guitarras, Lolo y Jordi, Yesu y Chico que ha salido antes con Manolito Santander. Las bajas se deben a motivos laborales, embarazo, uno que se casa en febrero...

-¿El objetivo?

-Nos gustaría entrar en semifinales, no lo podemos negar. Hay que intentar meter la cabeza y en su defecto mantenernos en cuartos.

-¿Cómo valora las ausencias de este año?

-El Love es por un buen motivo. Se lo merecían desde antes. Son un ejemplo para todos. El Sheriff además de compañero es amigo y me alegro que sea por temas de trabajo.

-Se habla mucho de nivel ¿cómo lo ve?

-Lo veo muy lineal, ni baja ni sube. No hay pelotazos y sí mucha igualdad. Del 3º al 8º no hay tanta diferencia.

-Baja el número de chirigotas, sube el de comparsas ¿Es más fácil escribir de tristezas en época de crisis?

-Parece ser que sí y los nombres siguen pesando.

-¿Y con el CIF qué hacemos?

-Un auténtico coñazo. Me suena a una marca de lavavajillas antiguo. Uno que llevaba el fondo azul, el antecedente del Fairy. Todos hemos pasado por ahí sin saber la repercusión que realmente tiene.