El coro 'Los marcianos' aparece por el baúl de los recuerdos

Carnaval/Recuerdo
El histórico grupo de 1955

En nuestro baúl de los recuerdos de hoy abordamos la segunda parte de la polémica surgida entre 'Los bichitos de luz' y 'Los marcianos', dos coros del año 1.955. Una polémica que dio como resultado una de los mayores escándalos que se recuerdan en el concurso del Falla, protagonizado por los simpatizantes de los dos coros en litigio. Cuando cada grupo trataba de exteriorizar su protesta ruidosamente esos casos normalmente todo el mundo quiere llevar la razón, hasta que al fin esta se impone por la fuerza de lo justo. 

Todo este lío fue posible merced a una letrilla de tango que el coro 'Los bichitos de luz' cantó por dos veces, cosa que el reglamento prohibía y que tuvo como consecuencia la descalificación de aquel magnifico coro que escribieran Francisco García de Quirós, Fletilla y Eduardo Delgado que, a su vez era el director .Si la letra de aquel tango solo se hubiera cantado una vez seguro que nada habría pasado, pero la repetición de ella suponía saltarse las bases del concurso a la torera y eso no lo permitió el jurado, descalificando como ya queda dicho a “Los bichitos de luz” . La letra de aquel tango era esta y continúa un ataque velado a 'Los marcianos': 

Hoy los platillos volantes se ven 

Volando por todas partes 

Yo no se que significa ese tiesto 

Aseguran que es del planeta Marte 

El asunto es que la cosa resulta un poco desconcertante 

Si vienen de aquel planeta 

Eso no demuestra 

Que son muy listos y saben mucho esos marcianos 

Pero me está apareciendo 

Por lo que estoy viendo 

Que son, rutinas, habladurías y comentarios 

Si han inventado el platillo 

Como una gran cosa 

En la creencia de que él va amedrentarnos 

Es preciso se convenzan 

Que la Tierra está dispuesta 

Cundo quiera a liquidarlo 

A mi me importa un pito 

Esos platillos y sus tripulantes 

Vengan de donde vengan 

Ya sean del lunes o ya sean del martes 

Sigan como hasta ahora 

Allá en lo alto de ese planeta 

Y si quieren asustarnos 

Vamos a decirles pa que lo sepan 

Que si ellos son marcianos ¡olé! 

Yo he nacío en la caleta. 

Los partidarios del coro 'Los marcianos' no dejaron terminar el segundo tango, por estimar que hacia alusión, no a los marcianos de Marte, sino a los marcianos de Cádiz. La sala se convirtió en parlamento polémico entre unos y otros simpatizantes, hasta que al fin pudo restablecerse el orden y el concurso pudo continuar sin más incidentes que los normales comentarios del público. 

El primer sábado de Carnaval, antes de mostrarse en la carroza para actuar en la calle, los componentes del coro 'Los marcianos' se habían reunido para oír de boca de su autor, Antonio Torres, una letrilla de tango hecha sobre la marcha. Una letra de oportunismo impresionante que no podía encajar mejor. Dicha letra la conocen muy pocas personas ya que ni en el libreto dio tiempo a imprimirla. Era así: 

En la fiesta de los coros 

De un abolengo señero 

Propia del pueblo castizo 

Que tuvo fama en el mundo entero 

Por su gracia, su alegría 

Y su don aire populachero 

De Pelelines nos vinieron ayer, 

Hoy nos ven de marcianos 

Y solo pretendemos el aplauso amable 

De nuestros paisanos 

Gaditanos nativos 

De alma y corazón 

Aflora en nuestros labios 

En los compases de un tango 

El cariño a este rincón 

Y aunque nos vean disfrazados 

De extraños seres llegados de otro planeta 

También mereció nuestra cuna la brisa de la caleta 

No presumimos de orgullo 

Ni nos embarga la vanidad 

Y rechazamos con entereza 

La ruin envidia y la baja ofensa 

De algún bichito que nos quiera molestar 

La sangre no llegó al río. Todo quedo en una especie de pelea entre vecinos. Pero pone de manifiesto la capacidad de los autores de Carnaval a la hora de demostrar algo o hacer su protesta justo en su momento.